Varices en los testículos: lo que hay que saber

Vamos a hablar de las varices en los testículos, también conocidas como varicocele. La información que vamos a proporcionarte es orientativa. En todo caso, será un especialista quien tenga que determinar los pasos a seguir.

Este tipo de varices son sufridas por aproximadamente un 15% de la población masculina. Aunque puede presentarse también en otros rangos de edad, la mayor incidencia es entre adultos jóvenes. De unos quince a veinticinco años aproximadamente. Aparecen cuando las venas de los testículos se dilatan y no drenan del modo adecuado.

Varices en los testículos: ¿Qué son exactamente?

Varices testicularesEs una pequeña dilatación anormal en la zona de los testículos, sin afectar directamente al pene. Generalmente, afecta más al lado izquierdo. Esto es debido a que las venas de los testículos son distintas en un lado y otro. Las venas que hay en el lado izquierdo tienen un ángulo de 90 grados. Esto dificulta en mayor medida el paso de la sangre.

Si la sangre de esa zona no drena adecuadamente, esta quedará represada en la zona, ocasionando las varices testiculares (o varicocele).

Hay distintos grados

Grados de varices testiculares

 1: estas son de un tamaño pequeño. Se sienten cuando se palpa si la persona que los sufre tose o sopla.

2: son de tamaño medio y más fáciles de palpar

3:  Mucho más visibles y palpables

En el siguiente vídeo puedes ver algo más de información: 

Varices en los testículos: síntomas

Aunque muchas veces estas varices aparecen sin presentar síntomas, si hay cierta sintomatología común en las personas que las padecen. Por ejemplo, un dolor ligero en los testículos y sensación de pesadez en la zona del saco escrotal.

Quienes las tienen también notan que la sensación empeora de forma sustancial al ponerse de pie o al acostarse. Asimismo, si permanecen acostados sienten que se alivia. Esto es debido a que la sangre vence a la gravedad y el dolor para.

Riesgos

El dolor no es el mayor riesgo que se corre con este tipo de varices. Además, también implica un alto riesgo de problemas de infertilidad en el hombre. Desde luego, este problema puede deberse a muchas otras causas.

De todos modos, la gran mayoría que tengan este tipo de problemas de infertilidad, pueden mejorar su esperma y tener hijos sin dificultad con un tratamiento adecuado.

Estas varices no suelen causar problemas de disfunción eréctil. Solamente lo haría en el caso de que fuera una variz severa. Algo que solo suele darse en un porcentaje muy bajo de pacientes. 

Con las operaciones para eliminar las varices testiculares también se mejora en un 90 por ciento la infertilidad y las expectativas de vida. Después hablaremos con más detalle sobre ellas.

Diagnóstico

Si se toma el saco del escroto durante unos segundos se podrá observar que tiene una temperatura mayor a la del resto del cuerpo. Esto hace que, al estar fuera del cuerpo, necesiten más temperatura. Si la temperatura es inferior es un indicativo de que algo falla.

Por medio de un examen médico puede saberse muy fácilmente si se tienen varices testiculares. Además, también se le realiza al paciente una ecografía. Asimismo, puede evaluarse por medio de la masa muscular de los distintos puntos del testículo. 

En caso de que el paciente tenga más de 40 años, también se realizará una investigación de tumor intrabdominal para descartar que no sea eso lo que comprime la vena testicular, causando la dilatación.

Tratamientos y operaciones

Por lo general solo se recurre a estos tratamientos si problemas de infertilidad y síntomas dolorosos. Es decir, que si no se siente dolor ni tampoco se está buscando tener más hijos, no sería necesario someterse a una operación. Aunque hay casos excepcionales.

Cirugía abierta

Esta operación es un procedimiento simple, aunque requiere anestesia general. Dura unos 40 minutos y el paciente solamente deberá de pasar unas 24 horas ingresado.

Cirugía laparoscópica

Se realiza una incisión, con una abertura pequeña. A pesar de esto, la operación lleva algo más de tiempo en llevar acabo. El tiempo que el paciente deberá de pasar ingresado también será más largo.

Embolización

Uno de los procedimientos más solicitados por quienes sufren este problema y no quieren someterse a una operación. Este procedimiento solamente tarda una hora en realizarse y solo se requiere una pequeña sedación. Sin embargo, al ser algo bastante novedoso, puede que no todos los urólogos puedan llevarlo a cabo. Sería cuestión de consultar.

Esperamos que esta información te haya sido útil. Aquí te hablamos sobre otros tipos de varices.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *